Lo que AMLO evidenció en Veracruz

Lo que el Presidente evidenció en su gira por Veracruz fue contundente: la gente en el estado le sigue queriendo igual (probablemente más que antes de la elección), no así al Gobernador Cuitláhuac García, a quien la victoria le llegó gracias al “tsunami AMLO”, sin saber cómo honrarla hasta el momento.

Hay que ser necios para querer ver en Veracruz mejorías en los últimos 60 días. Cuitláhuac García no ha mostrado capacidad para reducir lo que desde los gobiernos de Javier Duarte y Miguel Yunes se arrastra. Tan malo Duarte como Yunes, tan malo Cuitláhuac como sus antecesores.

La gente en Veracruz mostró cariño para AMLO, no así por el Gobernador, quien incluso fue abucheado en algunas ocasiones. Si bien es cierto la imagen del hoy Presidente eclipsa al mandatario del estado que visita, no debería ocurrir donde un morenista gobierna, a menos que su trabajo fuera mediocre ante la percepción ciudadana.

Las cosas en Veracruz no van bien. La percepción de inseguridad en las calles no cambia, a pesar de las cifras alegres que la Secretaría de Gobierno estatal comunica. Cuitláhuac García está cayendo en lo mismo que tanto criticó a Miguel Yunes: el manejo de una realidad distinta a la que experimenta el ciudadano “de a pie”.

Más allá de echar culpas a su antecesor en el poder, (como se cansó de hacerlo Miguel Yunes con Javier Duarte), el Gobernador García debe mostrar resultados (aunque sean paulatinos) con estrategias propias, y no esperando que la “gloria le caiga del cielo” con la Guardia Nacional.

No nos equivoquemos, no seamos necios: los abucheos hacia Cuitláhuac García estando AMLO en el templete no son producto solamente de la imagen del Presidente, sino de la incapacidad que ha mostrado el Gobernador hasta el momento.

AMLO visitó Veracruz para intentar levantar la imagen de su gobernador. En realidad, AMLO dedicó una gira de tres días a Veracruz, (algo que no ha hecho con ningún estado hasta el momento), porque al Presidente le preocupa que su “gallo” no logra avanzar por méritos propios.

AMLO intenta ayudar a Cuitláhuac García, pero se ha topado con una auténtica parálisis gubernamental. Así de fácil.

alejandroaguirre77@gmail.com

Twitter: @aaguirre_g

www.alejandroaguirre.com.mx

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *